Saltar al contenido
Ventas Grandes

Hello, World: Piratas sin castigo

22 de octubre de 2015
signo de los pirats
Con el mismo título de Piratas sin castigo, a principios del año 2014, escribía yo lo siguiente:

«Hace algo más de tres años sufrimos un robo en la web. Unos piratas lograron colocar, a través del correo que entonces teníamos abierto para recibir comentarios de los lectores, un virus que impedía acceder a nuestros contenidos. Los delincuentes pretendían que pagásemos una cantidad para que retirar la traba que nos impedía trabajar con la página web de entonces. No hicimos ni el intento de acceder a ese chantaje, y aunque denunciamos el hecho a la policía el caso es que, finalmente, tuvimos que abandonar el proyecto.

Renunciamos a contarle con detalle  los problemas derivados de la presencia del virus en nuestras páginas de entonces. Solo le indico que la más sorprendente y miserable es que hasta que pudimos anular el virus -por destrucción de los archivos infectados- Google nos obsequió con una nota terrible que aparecía cada vez que un tercero quería acceder a nuestros contenidos, advirtiéndole del riesgo de nuestra página porque estaba infectada… ¡Tiene “bemoles” que el agredido resulte culpable hasta que demuestre que el malvado es el pirata que lo ha vampirizado y no su víctima, pero así es  también Google.

A finales de diciembre de 2013 sufrimos un nuevo ataque, esta vez más oscuro en cuanto a su génesis, en la página web actual. Sencillamente esta desapareció de los servidores donde se aloja… y no hemos sabido quién era el agresor.  Recuperamos la página y a los pocos días desapareció de nuevo. Y vuelta a recuperarla. Y así hemos estado varias semanas hasta que ahora parece que la hemos estabilizado. Pero su recuperación no ha sido total  pues al desaparecer del servidor toda ella, hemos tenido que utilizar una copia de seguridad, que lamentablemente  ha hecho tengamos que completar las últimas postales editadas desde la última copia hasta que desapareció por primera vez.

Y en eso estamos, rehaciendo sus contenidos aportando los ya editados  desaparecidos, subiendo algunas postales  que teníamos previsto editar en esos días y empezando de nuevo la tarea.

Esta vez, ni lo he denunciado. Tampoco me ha herido como la primera  (seguramente porque el proyecto en esta ocasión  ha podido ser salvado casi en su totalidad).

Pero ya termino,  no voy a darles más espacio a los desvergonzados que nos han agredido esta vez. ¡Ojalá, Echelon, los localice y los funda! ¡A la guillotina con ellos!»

No se lo va a creer… pero lo hicieron de nuevo. Y nos volvieron a colapsar la página.

Llegado a este punto podría pensarse que nuestras páginas eran de tal calidad que por eso constituían un objetivo apetecible… Pues no, eran buenas pero no como para justificar esos ataques reiterados. ¿Entonces?…  En el enlace que le indico señalan que, en el Informe de Seguridad – Estado de Internet del Segundo Trimestre de 2015 se dice, que los ataques a todos los sistemas de gestión de contenidos, y entre ellos WordPress, se han desbocado respecto del año anterior, y las cifras que dan son angustiosas. Decenas y decenas de miles de ataques diarios caen sobre nuestras páginas como vampiros asquerosos, insuflando a diestro y siniestro, código malicioso por doquiera.Véase en: http://www.revistacloudcomputing.com/2015/08/el-numero-de-ataques-ddos-se-ha-duplicado-respecto-al-ano-pasado/  y léalo si tiene alguna duda de que esa lotería maligna nos puede tocar a todos  más de una vez.

Así que: algunos meses después hemos  decidido de nuevo, cambiar de tema, de claves y de alojamiento a uno más seguro, pero como a pesar de eso no podemos estar libres de un nuevo ataque, hemos implantado sistemas de recuperación que hará que, cuando vuelva a ocurrir, los piratas sólo nos detengan unas pocas horas.

Y en cuanto a los criminales que nos han fundido tres veces  el sitio web, desearles que el Mal absoluto se los lleve y los posea eternamente. O al menos, que Nyarlathotep, el Caos Reptante, los devuelva a los abismos abisales de los que nunca debieron salir.

¡Siga con Salud. Nosotros, seguiremos con más brío!

Nota:

(1) La imagen que acompaña a esta postal es de  ClkerFreeVectorImages, y ha sido tomada del banco de imágenes gratuito Pixabay donde está alojada bajo la categoría de Dominio Público.  https://pixabay.com/es/cr%C3%A1neo-pirata-hueso-peligro-muerte-308895/   Damos las gracias a ambos por su cortesía al permitir su uso libre.

Miguel Villarroya Martín / Alcobendas. Madrid / UnC.001

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *